Home | Blogs | Foros | Registrate | Consultas | Miércoles 20 de septiembre de 2017
Usuario   Clave     Olvidé mi clave
     
Ir a la página de inicioIr a los Blogs
Mi Perfil
Estela María Benedetti
25 de Mayo - La Pampa
Soy docente, escribo desde hace ya mucho tiempo. Lo hago sola y en el ámbito de un taller literario entre amigos. Me interesan el paisaje, los estados de ánimo, los sucesos vistos desde el cristal del realismo mágico, los personajes extraños, las historias lejanas de mi infancia, en fin, todo lo que de algún modo sacude mi percepción y sentimientos. También los hechos y personajes que se suceden en la historia cotidiana y que me mueven a la admiración por el esfuerzo, pasión por algo, logros comunitarios, etc. Vivo con mi esposo en 25 de Mayo, La Pampa, adonde llegué hace ya casi 30 años desde la Pcia de Buenos Aires. Tengo dos hijas y un nieto. Trabajo mucho y me gusta. Y me siento feliz escribiendo.
Archivo de entradas | Mostrar datosDesplegar
Ocultar datos Abril 2010
NO, NO LO HAGAS!!!
EL OTRO
LAS DESHACEDORAS DE NUDOS
Mostrar datos Marzo 2008
Mostrar datos Enero 2008
Mostrar datos Julio 2007
Diseño web

Últimos comentarios de este Blog

09/04/10 | 00:38: Malena(mails que jamas seran leídos ) dice:
Una lágrima ,un sentir hermanado ,ausencias irremplazables ,identidades perdidas y la conciencia de miles que gritamos MEMORIA Y NUNCA MAS TE ABRAZA MALE.-
08/04/10 | 22:42: graciela dice:
Me parece un texto lleno de ternura,que me trasporta a unlugar interior y pienso que cada lector sentira la frescura de sus versos. Buena rima.Buena adjetivacion y bueno el conjnto que forma todo el contexto. Muy buena ,es mi calificacion
10/07/08 | 08:50: gustavo del blog (amor y olvido.....) dice:
Estela, me parecio muy linda tu historia, dia a dia nos acompañan en nuetra vida objetos inanimados, que nos observan y forman parted ealguna manera del folklore de nuestra casa, ellos son testigos mudos de nuestras alegrias y tristezas, conocedores de la historia de nuestra familia, creo se merecian un homenaje como el que has echo, un abrazo, Gustavo..........
Vínculos
Sarmiento Sarmiento
Ingeniero de la Argentina moderna

Ha constituido una materia pendiente, por error u omisión, no tomar en cuenta una faceta b... Ampliar

Comprar$ 25.00

Escuchá Radio De Tango

Desde el pie


"Crece desde el pie, musiquita, crece desde el pie..." (Zitarrosa)
Para ir creciendo en palabras. Por eso el nombre del blog. Y crecer en palabras significa enriquecerse, aumentar en visiones, ampliar horizontes y achicar angustias.

"Crece desde el pie, musiquita, crece desde el pie..."


Escribí un comentarioEscribí tu comentario Enviá este artículoEnvialo a un amigo Votá este artículoVotá este texto CompartirCompartir Texto al 100% Aumentar texto

LAS CUATRO ESTACIONES DE JUANA



LAS CUATRO ESTACIONES DE JUANA


Para Juana Cerdá la vida es una sinfonía de colores, olores, sensaciones y sonidos. Vive sola, en la casa de adobe, cerca del río.

En el primer verano que transcurre con un hombre a su lado nace su primer hijo. Juana lo amamanta en el patio de su choza debajo del olmo inmenso, con la mirada perdida entre los tamariscos rosa de la orilla del río, el río crecido del verano, con el calor cayendo a plomo sobre el sauzal del vallecito verde. Es que, sin brisa casi en algunos días, en verano y en este suelo, el aire se esconde en los umbrales oscuros, en las oquedades húmedas, y hay que buscarlo con las aletas de la nariz abiertas, seguirle el rastro para tomarlo y así apaciguar el ánimo inquieto por el calor. Y otras veces se esparce caliente en los resquicios, cuando el viento decide instalarse por horas, y en oleadas quema piel y suelo, aguas y verdes, hasta la noche.

Los perfumes del campo acompañan la mirada de Juana y el llanto del niño. La piel se le inunda de aromas, de esencias etéreas que suben de los matorros grises de zampa, de la verbena blanca y la chilquilla, de las matas de tomillo. En la noche algún airecito le trae el descanso junto al rumor del agua comiendo la costa.

Pasado el verano Juana está de vendimia. Y es la fiesta en las chacras, con los álamos amarilleando en una paleta de contrastes. En este valle, los olores estivales de manzanos y perales permanecen al principio, luego dan paso a otras sensaciones acompañadas de cierta calma, un dejo de quietud que complace el cuerpo y le da levedad al ánimo. Los últimos días de otoño se van con las últimas descargas en los canales. El río en su cauce anuncia otra época, otra historia de nieves retenidas, de cielos fríos, de nubes vigorosas.

Y en el invierno seco y rudo, Juana y sus hijos del estío, se ajan con el aire impúdico que se cuela por las hendijas de puertas y ventanas, invadiendo los desvestidos cuartos de la casa. En los días de sol pálido, cielo uniforme y noches gélidas, se arrebujan como pueden, amaneciendo helados en el páramo en que se ha convertido el lugar. Nada de verde ni amarillo, el valle se desnuda y el campo, blanco de escarchas ingratas, deja de ser amigable. Los retorcidos alpatacos oscuros y las matas del arbustal son manchones en la planicie mezquina del invierno que, detrás del escalón de barda, se extiende a lo lejos contrastando con el vallecito de Juana que late aún en medio del gris marrón que cubre todo.

Y con el sonido creciente del paso del agua en el río y la humedad de los canales y acequias aparece, primero la sensación y luego la evidencia, aparece una primavera que madura en brotes henchidos. Pálidos y aislados en el inicio, apenas emergiendo, luego estallando ante ojos y narices, los montes cambian la vida de Juana, los amores de Juana.

Es el tiempo en que las vírgenes claridades ruidosas, pobladas de ráfagas de loros, despiertan a los habitantes del valle. La montaña descarga hielos derretidos por rayos primero insinuantes, insistentes y decididos después, al paso de septiembre, octubre. El agua baja estrepitosa de la alta cuenca y llega al recodo del río, al meandro cercano a la casa de Juana, amistosa y abundante.

Los ojos no saben qué hacer. Si colgarse de la bandada y viajar a las tierras regadas de la planicie, o partir con el agua y pasar debajo de los puentes, transitar por el cuenco verde del lago cercano en Casa de Piedra, mojar riberas interminables e ingresar por canales y acequias a los llanos cultivados, para terminar en la bahía anegada, en el fango donde se confunde el río con el mar, lejos, hacia el este, en el Atlántico.

Es la primavera que suelta tanto color por donde mires…! ¡Y qué tiempos son sino estos, los de la primavera y el verano, los que ponen brillos en los ojos, nardos imprevistos en la cara y mariposas en el corazón! Y son los días felices para irse o para quedarse, para volar alto más allá del Auca o poner los pies desnudos sobre los cantos rodados de la costa, justo allí donde brillan mojados los más extraños.

Juana tiene cuatro estaciones guardadas en su retina, en su nariz, en su piel y oídos. Cuatro estaciones repetidas por años que, con cada anuncio de llegada, con el imperceptible sonido o la fragancia sutil desplegada al aire, le han dado ese vigor, ese andar peculiar, y esa humedad en los ojos, ese estar viva, a pesar de todo.





ESTELA MARÍA BENEDETTI
25 DE MAYO, LA PAMPA
Noviembre de 2004



Calificación:  Malo Regular Bueno Muy bueno Excelente Excelente - 1 voto  - Ingresá tu voto

Comentarios de nuestros lectores - Escribí tu comentario
05/06/08 | 06:31: Ana dice:
Estela, una vez más me ha encantado leerte. Te admiro, porque admiro las mujeres que viven con pasión, trabajando por sus comunidades y defendiendo lo que aman. Gracias por tus palabras. Ojalá nos veamos pronto. Ana
apifano58@hotmail.com
 
11/03/08 | 06:20: PABLO dice:
muy bella tu narracion además de emocionante. un abrazo
pablishheredia@hotmail.com
 
20/01/08 | 08:59: Ale (Animarse a la educación) dice:
Me siento identificada con vos al leer la presentación de tu blog. Me encantó lo que escribiste, leeré otros textos
ale_hocher_123@yahoo.com.ar
 
Últimas entradas del mes


Radio La Quebrada Radio de Tango Indexarte Escribirte OccidentesEscuchanos
Noticias | Efemérides | Novedades | Ventas | Biografias | Textos | Audio | Recomendados | Entrevistas | Informes | Agenda | Concursos | Editoriales | Lugares | Actividades | Blogs | Foros | TiendaFundación | Letras de Tango I | Letras de Tango II | Contacto | Boletín
© 2006-2017- www.escribirte.com | Todos los derechos reservados   | Diseño Web | Canales RSSRSS