Home | Blogs | Foros | Registrate | Consultas | Miércoles 22 de noviembre de 2017
Usuario   Clave     Olvidé mi clave
     
Ir a la página de inicioIr a los Blogs
Mi Perfil
Fabiana Faisal
col mota Mocoretá corrientes - Argentina
El escribir significa libertad para mi, realización y entrega, el escribir significa ser verdadera, crear universos infinitos con mi imaginación y permitirme historias con finales felices, el escribir significa vivir siempre eternamente.
Archivo de entradas | Mostrar datosDesplegar
Ocultar datos Julio 2014
esa mujer
Madre tierra
tu y yo
Mostrar datos Marzo 2013
Mostrar datos Febrero 2010
Mostrar datos Enero 2010
Mostrar datos Octubre 2009
Mostrar datos Septiembre 2009
Mostrar datos Junio 2009
Mostrar datos Mayo 2009
Mostrar datos Abril 2009
Mostrar datos Marzo 2009
Mostrar datos Febrero 2009
Mostrar datos Diciembre 2008
Mostrar datos Noviembre 2008
Mostrar datos Octubre 2008
Mostrar datos Septiembre 2008
Mostrar datos Julio 2008
Mostrar datos Junio 2008
Mostrar datos Mayo 2008
Mostrar datos Abril 2008
Mostrar datos Marzo 2008
Mostrar datos Febrero 2008
Mostrar datos Enero 2008
Mostrar datos Diciembre 2007
Mostrar datos Noviembre 2007
Mostrar datos Septiembre 2007
Mostrar datos Agosto 2007
Publique su taller

Últimos comentarios de este Blog

29/07/14 | 21:06: Alberto dice:
Hola Fabiana muy bueno lo tuyo las mujeres en el fondo tienen una tigresa escondida ya lo se Arbi.
19/08/10 | 20:40: ricardo dice:
Hola yo considero y creo como asi la historia lo ha demostrado que nuestro himno es una cancion de honor y agradecimiento a quienes entregaron su vida por nuestra nacion, con victorias y derrotas en todo los sentido de la vida, antes de modificar algun termino de dicha cancion habria que hubicarse en tiempo y espacio en la que fue construido y no dejarse llevar por una estrofa aislada y mal asociada a una etapa oscura de nuestra historia y nos dejemos de rencores para que solo asi encontremos la union nacional, que sin invocar a nadie en especial fue lo que buscaba nuestro padre de la patria Don Jose de San Martin
06/02/10 | 04:48: Edgardo Donato Díaz (Mariposas Azules) dice:
Guadalupe. Es una bella composición, con un esperanzador mensaje que obliga a la reflexión. Me ha gustado mucho. Te dejo un abrazo. con respetuoso afecto.
Vínculos
Guía de Buenos Aires (una ficción) Guía de Buenos Aires (una ficción)


Buenos Aires es nao y misterio. Una damisela nacida entre el viento y la garúa. La ciudad ... Ampliar

Comprar$ 90.00

todo sueno tiene derecho a ser real


historias, poesías, locuras en fin la libertad de escribir


Escribí un comentarioEscribí tu comentario Enviá este artículoEnvialo a un amigo Votá este artículoVotá este texto CompartirCompartir Texto al 100% Aumentar texto

La Escuelita de los sueños



“La Escuelita de los Sueños”





_ Convenzámonos los que vivimos en el campo jamás llegaremos a tener las oportunidades que tiene la gente de la ciudad o el pueblo- dijo el padre mirando a Juancito que bostezaba frente al libro de lengua.
_bueno viejo- dijo la madre de Juncito limpiando la bombilla del mate con el repasador de flores azules que tanto mezquinaba- Tampoco es para ser tan negativos, si el gurí quiere jugar al fútbol y el profe le quiere enseñar gratis , y… no cuesta mucho llevarlo-
El padre tomó de un solo sorbo el mate y meneo la cabeza.
_costar, cuesta, o crees que al gasoil lo regalan mujer- se quejó el hombre mirando a su mujer seriamente.
_Bueno viejo, pero…viste que el Junacito…el profe dijo que tenía condiciones y que le iba ha ser bien que practique deportes, el dice que el deporte es bueno para la cabeza también-
El hombre se pasó las manos por la cara nervioso.
_¡Qué sabe ese profesor!, ese tiene que dedicarse a enseñar en la escuela y dejarse de jorobar con llenarle la cabeza de pájaros a estos gurises, que ni estudian y ni ayudan en la casa…¡y no me jorobes más!- La puerta se cerró tras las palabras del hombre que se iban apagando mientras se alejaba.
Juancito para esto ya había dejado el libro de Lengua recostado sobre su brazo derecho y miraba con cara tristona a su madre.
_No va ha dejarme ¿no?-preguntó con un nudo en la garganta y con las lágrimas tratando de escapar de sus ojos celestes.
Si algo sabía aquella mujer de manos curtidas y de eterna sonrisa era que su hombre no era fácil de convencer y que lo que más deseaba en el mundo era que su hijo fuera feliz y la felicidad de Juancito estaba allí, en la pelota rodando locamente entre piernitas de distintos colores, entre gritos y risas entre llantos y peleas entre la gloria y la pobreza.
El profe era un brasilero bonachón y querible que enseñaba en una escuela rural de la zona y su pasión era (Como buen brasilero El fútbol). Hacia años que vivía por allí y una de sus preocupaciones más grandes era que los chicos y jóvenes del lugar no practicaban deportes, esto hacia que vicios como el alcohol y la droga fueran fantasmas muy visibles en una sociedad donde la pobreza y la riqueza se complementaban entre los menchos que cosechaban la fruta y los pequeños productores que trabajaban sol a sol con los que más tenían como la realidad y la historia misma que conocemos.
Como algo imposible el profe creo una escuela de fútbol para los chicos, en el medio del campo y eso fue increíble…

El Profesor la vio llegar en la tardecita correntina de un invierno bravo con las heladas esperadas para que las naranjas se pongan dulzonas, pero que este año habían hecho estragos entre la producción de citrus del sur correntino y la madre de Juancito lo sabía mejor que nadie.

La doña le dio los dos besos correntinos correspondientes al profe y después de hablar del clima y de lo terrible de las heladas le largo un:
_El juancito ¿será que puede venir a la escuelita?
El profe sonrió
_Pero claro doña Luisa, es más, a él es a quien estoy esperando-
La mujer bajo la cabeza para que el profe no viera su cara de preocupación.
_¿Sabe que pasa?, mi marido no esta queriendo que el venga, pero yo le digo que es muy importante, yo creo que es muy importante para mi hijo-
_Doña Luisa, si usted lo cree y Juancito lo quiere, no hay más nada que decir.-

Y así fue Juancito comenzó a ir a la prácticas, se iba en la vieja bicicleta amarilla del tío Carlos, hacía 15 kilómetros todos los Sábados para poder estar a las ocho y media de la mañana en la cancha de la escuelita. Su papá lo veía salir y meneaba la cabeza y protestaba, pero su mamá, le cebaba un mate dulzón como si nada pasará.
La condición era que le fuera bien en la escuela y que ayudará a su padre en la chacra.
Y Así fue, Juancito que antes no levantaba cabeza en las materias ahora no decimos que era un 10, pero llegaba al siete y hasta el ocho tranquilamente, se esmeraba en ayudar a su padre para evitar que protestara, aunque lo hacia igual, y era el primero en ordeñar a la vaca Camila antes de que este se levantará.
Y el gran día llegó, el torneo del pueblo donde todas las escuelas de fútbol de las ciudades vecinas y del lugar se encontraban.
Juancito se levanto antes que el sol, prendió fuego en la cocina a leña, puso el hervidor con leche y la pava grande, fue a la despensa y trajo un salame el más sequito y colocó el pan en el horno para que se vaya calentando.
Buscó sus viejos botines en la piecita del fondo, le había sacado lustre, tratando de que no se notarán las roturas y remendadas que tenían, le hubiese gustado comprarse unos nuevos pero sabía que si solo lo mencionara su viejo le saldría con un sermón más largo que esperanza de pobre, es decir su esperanza.
Se preparó la leche con una emoción enorme, la panza no le quedaba quieta, sentía hambre pero al mismo tiempo parecía que nada le entraba.
Escuchó pasos y vio que su mamá se acercaba.
_M’hijo ya está levantado-
_Si ma, y me tengo que ir ya- dijo dándole un beso y corriendo hasta el galpón para buscar la bicicleta. Apenas se le veían los ojos entre el gorro y la bufanda, los guantes protegían pero sentía los dedos congelados.
El pueblo estaba con todos los colores, Los feriantes habían trasformado la calle de entrada del pueblo en una peatonal, la música ensordecía. La cancha parecía otra y eso que era un potrero. La líneas marcadas con cal y los arcos pintados igual con las redes que donó el señor intendente y que solo se usaban para las grandes ocasiones.
Las demás escuelas de fútbol llegan en cambies, camiones y colectivos. Era 40 o 50 cada delegación, ellos apenas era 16, pero como decía el Profe 16 buenos, los mejores.
Sentía que los demás gurises lo miraban de reojo y alguna risita burlona se escapa en alusión de su bicicleta amarilla vieja.
En una equinita de la cancha los gurises de caras conocidas agitaban sus manos.
Ahí la sonrisa se iluminó, llegó corriendo para estrechar en el saludo clásico de manos cruzadas y chasquidos de dedos Al gringo Piedrabuena un delantero con piernas de amianto(por lo duro), al Tipi Gomez, al Pedrito Kloster, al gordo Ramirez(El arquero, no por gordo sino porque era muy bueno) a su amigo el hijo del profe “el Fabio”.
Todos se colocaron sus equipos de color verde manzana, el que le dio el gobernador en la campaña y que después no mandó más nada de lo que prometió, pero por las dudas había hecho imprimir bien grande y claro su nombre en la espalda.
El profe vino con el orden del sorteo del campeonato, se querían morir el primer partido que jugaban era con la escuela del pueblo, los campeones del torneo anterior.
Los gurises se miraron unos a otros, se notaba el miedo, hasta que el gordo Ramirez, el más grande del grupo dijo
_ che manga de maricones a que vinimos ¡a jugar con el peor o con el mejor?, vamos pónganse las pilas, si le ganamos a estos ya estamos en la final, demostrémosles a todos que estos gringos criados a zapallo y mandioca saben lo que es tener una pelota en las patas-
Y esa fue la inyección que necesitaban, el profe batió palmas la pelota comenzó a rodar y la ilusiones también.
Eran buenos solo se debían tener confianza, algo tan fácil de decir pero tan difícil de lograr.
Un codazo en la cara del gringo Piedrabuena casi los deja sin el delantero estrella, el cual era muy bueno, pero muy comilón. Juancito jubaba como medio campo y se agarraba los pelos cada vez que el gringo no soltaba la pelota y se creia Orteguita en el medio campo. Resultado de tanta morisqueta y “jogo bonito” 1 a 0 para el equipo contrario.
_Te dije!!!- grito enojado el Gordo Ramirez- ¡No seas morfón gringo tenés tres tipos pidiéndote la pelota y no la largas!-
El gringo se levantó las medias enojado.
_¡Que te pasa gordo a mi no me hicieron el go!-
_Bueno!!!- grito el profe- aca nadie habla más que yo, no están haciendo la cosas bien, les falta ubicarse en la cancha, nos está faltando lo esencial FUTBOL señores fútbol, inteligencia, aca jugar lindo no importa, importan los huevos que pongamos, así que ahora salen ahí creyéndose el mejor equipo del mundo y juegan ¡ juegan como un, EQUIPO!.
Todos golpearon sus manos y corrieron a la cancha.
El Fabio levantó la mano desde la punta izquierda y lo vio al gringo Piedrabuena que se desesperaba pidiéndole la pelota, el gurí levanto la cabeza y se la pasó a Juancito que voló sobre el defensor para en un cabezazo de lujo ponerse 1 a 1.
Sintió que todos caían sobre él y fue el momento más maravilloso de su vida.
Y de ahí en más todo fue fiesta, el gringo Piedrabuena se dio el gusto y en un pase del Tipi gomez 2 a 1 y después el Fabio le ganó en carrera al más rápido del equipo contrario y se fue solito a lo maradona 3 a 1.
Pitazo final y Juncito sintió que la cara se le humedecía, no llovía, estaba llorando arrodillado en el medio de la cancha sin entender todavía lo que pasaba. El Fabio lo abrazo con toda la risa acumulada en el pecho, todos , con toda la alegría.
Mientras se acercaba al portón de salida vio una cara conocida que lo esperaba.
_Mami- dijo casi llorando y abrasándose a su vieja sin tener vergüenza de sus 11 años y del mundo que lo miraba.
Levantó la mirada y vio detrás de ella a su papá con los ojos colorados y tratando de que no se note.
_Papá?-
El hombre se acarició el mentón y tosió para acomodar la voz.
_Que haces gurí…vinimos porque tu madre demás quería verte…y yo también…muy bien m’hijo….muy bien….la verdad que nunca lo había visto jugar y…lo tengo que felicitar…y…- sintió el codazo de la mujer que lo estaba apurando.- bue como se porto tan bien y en la escuela anda mejor…su cumpleaños pasó y hace tanto que no le damos nada que…-le extendió una bolsa de plástico color anaranjada, Juancito la quedó mirando sin decir nada, casi sin respirar.
_Vamos m’hijo tome- dijo la mamá emocionada-su padre los eligió-
Sus compañeros se acercaron curiosos y comenzaron a zamarrearlo para que abriese la bolsa.
Juancito se refregó la nariz tragó saliva y abrió la bolsa.
Eran los botines más lindos que vio en su vida. Azules metálicos de la mejor marca, como nunca hubiese podido comprarse con sus ahorros. Fue sin pensarlo, se abrazó a su padre casi llorando, no quería hacerlo tenía un poquito de vergüenza, diciendo _gracias, gracias, gracias-
EL hombre tomó aire y sus ojos se nublaron entre las lágrimas que esta vez no pidieron permiso para salir. Abrazó con todas sus fuerzas a ese único hijo que era el milagro más grande que Dios le había dado.
_M’hijo sabe algo…nunca se lo digo, pero usted es lo mejor que tengo en la vida y estoy muy orgulloso de uste…nunca se olvide de eso-
Claro que Juancito nunca se olvido de eso, del primer partido de su vida, del mejor partido de su vida del mayor momento de su vida.
Se calzó lo botines y fue como si fueran mágicos, jugo con alegría con emoción, con gloria, con amor, jugo por diversión, por orgullo…
No fueron campeones, salieron segundos, pero para el equipo de la escuelita de los sueños y para Juancito fue ser campeones del mundo, porque no importa donde estemos ni de donde seamos, ni lo que tengamos, lo que importa es la pasión, la disciplina, el amor , el respeto y la gloria y la magia de correr detrás de una pelota
Y eso Juancito mejor que nadie lo sabe, pregúntenselo, hoy juega en la selección Argentina…


Por todos los sueños…



Calificación:  Malo Regular Bueno Muy bueno Excelente Excelente - 1 voto  - Ingresá tu voto

Comentarios de nuestros lectores - Escribí tu comentario
31/07/08 | 14:37: Julieta dice:
Hola Guadalupe, quisiera que me pases tu direcciòn de correo electronico, para asi poder informarte de unos cursos nuevbos que estamos por brindar en la Faculta de Ciencia y Tecnología de la ciudad de Chajari, en donde trabajo. Espero tu respuesta pronto, cariños JULIETA
fcytchajari@yahoo.com.ar
 
Últimas entradas del mes
25/11 | 22:38 Por si me voy...
22/11 | 20:58 Peregrino
23/11 | 17:56 María y la noche
23/11 | 17:49 El cuento que nos contaron
22/11 | 15:45 Hijo
18/11 | 14:50 visión de amor
15/11 | 11:56 La Escuelita de los sueños
14/11 | 20:56 La felicidad


Radio La Quebrada Radio de Tango Indexarte Escribirte OccidentesEscuchanos
Noticias | Efemérides | Novedades | Ventas | Biografias | Textos | Audio | Recomendados | Entrevistas | Informes | Agenda | Concursos | Editoriales | Lugares | Actividades | Blogs | Foros | TiendaFundación | Letras de Tango I | Letras de Tango II | Contacto | Boletín
© 2006-2017- www.escribirte.com | Todos los derechos reservados   | Diseño Web | Canales RSSRSS