Home | Blogs | Foros | Registrate | Consultas | Sábado 19 de agosto de 2017
Ir a la página de inicioIr a los Foros
Todos los foros   Cine   Cuentos   Educación   Escritores   Literatura   Música   Poesía   Tango
Foro de Cuentos En este foro podrás subir cuentos y narraciones en general.
Menú principal
Foros
Nueva Entrada
Diseño web
Entradas
HIMNO AL SOL DE AKHENATÓN
LUCHA Y VENCERÁS
LOS CUBOS DE TIAWANACU - por José Alvarez López
FÍSICA Y CREACIONISMO - por José Alvarez López
TOPONIMIAS DE CÓRDOBA- por Orencio Julio Correas
EL ATOLÓN DE ATLÁNTIDA- por José Alvarez López
AKHENATÓN Y SU CIUDAD INDUSTRIAL
EL ACUERDO
DECIRES
DECIRES
DECIRES
ATLÁNTIDA - por José Alvarez López
El bosque de las crisálidas
EL TESORO DE TUTANKHAMON
Monerías
EL SISTEMA SOLAR por José Alvarez López
EL CERO Y LA CONSTANTE DE ESTRUCTURA FINA por J. Alvarez López
CIENCIA CALDEA por José Alvarez López
APOCALIPSIS (Estilo y Poemática) por José Alvarez López
EL HOMBRE-DIOS - por José Alvarez López
JOSÉ ALVAREZ LÓPEZ por Guillermo Borioli
Cuando el Pájaro Dejo de Cantar
Una moneda en el riel…
EL NÚMERO 137 - por José Alvarez López
EL CASO DEL METRO - por José Alvarez López
AKHENATÓN Y EL ATONISMO - por José Alvarez López
VALIENTE MUJER
MORIR DE AMOR
VELOCIDAD DE LA LUZ EN LA GRAN PIRÁMIDE-por Jose Alvarez López
PIRÁMIDES DE ASIA por José Alvarez López
LA RULETA DE LA VIDA
EL PAPA Y EL SHA (by Portecat)
LA MUERTE RITUAL - por José Alvarez López
LA PIRÁMIDE DE PALENKE por José Alvarez López
EL LEGADO ETRUSCO por José Alvarez López
DEUS LUDENS por José Alvarez López
LA ESTANCIA DE JESÚS MARÍA
´LOS PATRIARCAS BÍBLICOS por José Alvarez López
EL GORRION Y LA LECHUZA
LA BIBLIA CUÁNTICA por José Alvarez López
P A U L E T
BIOGRAFÍA DE JOSÉ ALVAREZ LÓPEZ
LAS RUTAS DE LA CÁBALA -- por José Alvarez López
Nueva Iniciativa para Escribir Cuentos y Libros!!!
publicaciones de cuentros
Segunda oportunidad
E-LIBRO DESCRIBE CÓMO es escribir con EL CEREBRO hackeado
Romance de la niña y el duende
Tácito amor en los ciclos de la vida"
CARBONCILLO
ATAQUE FINAL
La novela Fantástica
SIESTA EN EL MONTE
"Furiosa"
¿Que necesita...?
Una Broma
Mi tierra, mi cielo...
Justo
La Directora
NIÑO DIOS
NADIE
ENCICLOPEDIA DE LA DIALÉCTICA SEXUAL
HORAS FINALES
MAUPERTIUS
MAUPERTIUS
UN POCO DE METAFÍSICA
EL NUEVO REY
LA BUENA NUEVA
COHETERÍA ESPACIAL
EN ALGUN LUGAR DEL AYER - Carlos Contesti
El fantasma
LA CRECIENTE
NOSTALGIA
DESPUÉS DEL GRANIZO
sombras nada más
EL TATITA JOSÉ
interno 47
LA VÍSPERA
LA NUEVA AURORA
UNICA SALIDA
PALABRAS DE UN CONDENADO A MUERTE
EL TREN DE LAS CUATRO
AMOR TRAS EL CRISTAL - Carlos Contesti
AMOR TRAS EL CRISTAL - Carlos Contesti
AL ATARDECER, LA CASA
PIQUETERA
"El Fantasma"
"A los ojos de él"
Fue
"El Sueño"
AHORA EXISTO PARA TI - Carlos Contesti
"Otra Oportunidad"
"Cuando la Muerte se enamora"
Madre Natura Enojada.
LA MAESTRA RURAL
Esto es un asalto
UN FANTASMA EN LA MAQUINA - Carlos Contesti
JAQUE MATE
los mirones
Pequeña tierra viva
La maquina del azar
Dos Misterios reales
TEMERDUVIA
Epitafios
¿ POR QUE ?
El Cambio
EL TREN
LA IDEA
NEGRO SIDERAL
UNA NOCHE DE VERANO Y MAR
Arbol amigo
AQUELARRE
Con el Corazón Vacío
Con el Corazón Vacío
Encuentro
sexo frustrado
TIPOLOGÍA DE UN GÉNERO HÍBRIDO CON CONTORNOS DIFUSOS
Tragedia corta
Fotorelato Yo estoy aqui
Experiencia compartida
Misa de cuerpo Presente
Esos eran machos
Una pequeña duda.
Atrapando peces con las manos.
Domingos tristes como tetas caidas
PARANOIA II
PARANOIA I
A TODOS LOS ESCRITORES QUE PUBLICAN EN ESTA PÁGINA
PARIAS
Otro día en el prado.-
Fragmentos II
DRACULA ANONIMO
CIRCULO PERFECTO
LA CHICA DEL CORAN
LIBERACIÓN FINAL
El sonido del desastre
Los del otro lado.
FRAGMENTOS
El Gigantosaurio
EL Camino
Creencia
Sin nombre
Sueño
Navidad en Iraq
El libro
El Crucificado
DOMINGO
Los Ancianos
Sobre Camaleones en la Guerra
Vacio
CONTRAINDICACION: SUEÑO.
Un Abrupto Despertar
El Musical Derrumbe de las Máscaras
EL FRANCOTIRADOR
:.:..:... Yo Soy Dios ...:..:.:
Breve relato sobre una aventura en parque Chas
..:.:.El Arlequín.:.:..
¿Y si las Sombras Pensaran?
la muela
UNA VEZ MAS
HISTORIA COTIDIANA
PAPA NOEL EXISTE
MABEL URQUIJO
A LA LUZ DEL AYER
VIAJE AL CIELO
CADA NOCHE UN MUNDO DISTINTO
Justo...
Lo peor...
A destiempo...
MALDITO HEROE....
Historias imaginarias:
sueño?
25 de Mayo de 2008
EL VIAJE FINAL
PAJAROS EN LA CABEZA
EL FABRICANTE DE ALAS
SOMOS DIFERENTES
Hasta luego... capitán (A Aberto Olmedo)
Cuentos para el alma:
EL FRANCOTIRADOR
TODO POR LOS SUEÑOS...
EL SOL
LA CASA GUARDADA
Escribir
"TIEMPO"
El Hombre que sabía
Tarzàn no murío, esta vivo en el subte linea"D"
Cumpleaños no deseados: JA.JA.JA…
Trampa íntima
Devenir
El Cóndor por Angeles Rosique
Los colores rebeldes
ENSAYO SOBRE TALLERES LITERARIOS EN ARGENTINA
Detención de tiempo
El ritual de las máscaras
La rueda en espiral
Palabras Escritas. Vol.6 Palabras Escritas. Vol.6
Revista de Integración Cultural

"Palabras Escritas" que fuera un sueño de don Augusto Roa Bastos continúa caminando... Ampliar

Comprar$ 25.00

Entrá a Radio La Quebrada
Escribí un comentario Escribí tu comentario Enviá este artículo Envialo a un amigo Votá este artículo Votá este texto CompartirCompartir Texto al 100%Aumentar texto
Segunda oportunidad | Malo Regular Bueno Muy bueno Excelente Excelente - 2 votos

Le verás los ojos secos, barnizados, los mismos ojos que no vieron el rifle ni la luz del reflector. Tratarás de acomodarte en el sillón, de estirar las piernas, de ver por la ventana alguna que otra rareza que aplaque tu curiosidad. Pero él está ahí, tieso en la pared, tan poca cosa sobre el rombo de madera, tan mirándote, que no puedes sacarle la vista de encima.

Quizás nadie de los presentes se fije en la pared que lo soporta, al menos nadie desde esa posición en la que te encontrarás, de frente, en un cómodo sillón, las piernas estiradas, una revista vanamente abierta sobre las rodillas. Puede que alguien te dirija la palabra; alguna de esas pavadas que se dicen en las esperas, como "qué tiempito", o "cómo pasa el tiempo". Tratarás de dar una respuesta breve y definitiva: "sí, un desastre", o "bueno, es lo que hay". Así el inoportuno sabrá que deberá callar, o buscar a otra persona con ganas de hablar de trivialidades; sabrá que más allá está la canasta con las revistas de años pasados, pero revistas al fin.

Saldrá alguien por la puerta del consultorio, y entrará otro. Algún día  llegará tu turno.
           Cerrarás los ojos entonces, los cerrarás y seguirás viéndolo, ya no tan indefenso ni colgado, sino en su mundo de espadañas, en su mundo de río oscuro, hociqueando alguna osamenta, embarrándose en naturales chiqueros, procreando a fuerza de colmillos y colmillazos. Lo verás adentrándose en maizales prohibidos, rompiendo marlos y silencios nocturnos. La luna lo sorprenderá echado hacia el cielo, la noche boca arriba te sonará familiar, y lo imaginarás en su vida anterior —su vida posterior ya no es vida—, corriendo hembras grises por vastos campos y orillas. Así abrirás los ojos de vez en cuando, y adivinarás detalles que tu imaginación te niega: le verás los pelos pardos y duros, los colmillos autolastimándole la mandíbula superior, las orejas pequeñas, ya inútiles, la nariz redonda y plana y los enormes orificios nasales sin la humedad de otrora.

La puerta se abrirá de golpe, y despedirán amistosamente al paciente, y entrarás vos, algo nervioso. Entrarás cuando habrías descubierto la fisonomía oculta del hombre detrás de los matorrales, cuando le oíste los pasos bajos marcando la tierra. Lo sabrás sigiloso como un gato, allá oculto, apostado en esa noche de luna, con esa paciencia de acero y dedo en el gatillo. Te hará pasar y te invitará a tomar asiento, justo cuando percibías que algo no andaba bien en aquella sombra, cuando una figura extraña se había movido sobre los pastos. Te hablará de quien sabe qué tonterías, y en esa voz reconocerás el sonido de corredera hacia atrás, de bala entrando en el caño, y te pedirá que abras la boca justo cuando piensas que tus colmillos no asustarán al cazador, cuando crees que correr sería en vano y hacerte el muerto una premonición. Y Verás que se enciende el reflector, y el hombre que se acercará hacia tu boca, hacia tus colmillos, y un gruñido te saldrá del hocico, y un grito te saldrá del paladar y te imaginarás sobre una madera, colgando en la pared de cualquier consultorio. Hundirás entonces la cabeza en la cuerina del sillón, esquivarás esa primera bala, te acercarás al cazador veloz y ciego. Volverá a apuntar el maldito, demasiado tarde porque habrás llegado hasta él, y caerá con ruido de pasto, de baldosas. Será una presa fácil sobre la hierba, será una presa fácil para este animal rencoroso que ya muerde la garganta del hombre que grita.

 

 

Lucas Passerini

www.morderaslaculpa.blogspot.com



Subido por
Comentarios - Escribí tu comentario
Radio La Quebrada Radio de Tango Indexarte Escribirte OccidentesEscuchanos
Noticias | Efemérides | Novedades | Ventas | Biografias | Textos | Audio | Recomendados | Entrevistas | Informes | Agenda | Concursos | Editoriales | Lugares | Actividades | Blogs | Foros | TiendaFundación | Letras de Tango I | Letras de Tango II | Contacto | Boletín
© 2006-2017- www.escribirte.com | Todos los derechos reservados   | Diseño Web | Canales RSSRSS